Trece décadas (1891-2018)

0
24

A diez años del último título de Messi con la de Argentina

La Sub 23 brilló en los Juegos Olímpicos de Beijing y ganó la medalla de oro.

Lionel Messi, el pelo largo, la medalla de oro colgada, y apenas 21 años.

Me toca decidir a mí y los Juegos Olímpicos es algo que no voy a poder jugar nunca más. Creo que Barcelona entiende lo que pienso y no creo que vaya a haber conflicto o problema alguno por esto“. Lionel Messi tenía apenas 20 años el 21 de mayo de 2008, y dejaba en claro su posición. Tres meses después, se coronaba campeón olímpico en Beijing. Hace 10 años, el 23 de agosto en la madrugada argentina, el mediodía chino, el mejor jugador del mundo del siglo XXI no imaginaba que sería su último festejo grande con la celeste y blanca. Nadie lo imaginaba.

Barcelona no se resignó fácilmente a cederlo. Si bien el nuevo entrenador Pep Guardiola apoyó al argentino en su pedido, el club acudió al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) porque entendía que la competencia no entraba en el calendario internacional de la FIFA. En los primeros días de agosto, el TAS le dio la razón al club español. Sin embargo, tras el fallo a favor y con el visto bueno del entrenador (primer acierto de Pep para ganarse la confianza del crack), Barça no puso reparos para el viaje de Lio. En cambio, le exigió a la AFA un seguro médico acorde a la categoría del jugador y una mayor colaboración en el futuro. Antes de acudir al equipo que dirigía entones Sergio Batista, Messi ya había jugado 30 partidos y convertido 9 goles en la Selección mayor.

Socios y amigos. Messi y el Kun Agüero.

Socios y amigos. Messi y el Kun Agüero.

Antes de Beijing, Leo ya había festejado en la selección Sub 20. Fue el goleador y el mejor jugador del Mundial 2005 en Holanda. Desde su debut en la categoría, anotó 14 goles en 18 encuentros. Su segunda experiencia juvenil fue con la Sub 23 olímpica (5 encuentros, dos goles). Pero ya era todo un profesional.

Este grupo se conocía tanto del Mundial mío (sic) – por el Sub 20 de Holanda- como el de Canadá del Kun, así que juntarnos entre todos con los mayores nos servirá para hacer lo mejor para la Argentina“, le decía Messi a Clarín en plena celebración. Pero el crack rosarino no era el único que no sospechaba que el 1-0 ante Nigeria en el estadio Nido de Pájaros de Beijing sería el último éxito. Javier Mascherano tenía 24 años y ya era el líder del equipo. Federico Fazio sumaban 21, mientras que Sergio Agüero, Ever Banega y Angel Di María (autor del gol del triunfo ante los nigerianos) contaban con 20.

Los cinco, junto con Lio, estuvieron en el Mundial de Rusia. Salvo Fazio y Banega, Messi, Mascherano, Agüero y Di María estuvieron en todas las competencias oficiales desde entonces. También el arquero Sergio Romero, quien a último momento se quedó afuera del último mundial por una lesión. En el plantel también estaba el Pocho Lavezzi. Fue Beijing, entonces, el lugar fundacional del tan mentado “Club de Amigos”. 

Di María festeja el gol de la victoria ante Nigeria.)

Di María festeja el gol de la victoria ante Nigeria.)

Uno de los tres mayores permitidos para el torneo fue Juan Román Riquelme. El volante de Boca ya tenía 30 años y el mundial de Sudáfrica era la oportunidad de tener revancha de Alemania 2006. Pero Román nunca llegó a jugar otro Mundial y su historia con la Selección se terminó dos meses después de Beijing. Los más jóvenes no comulgaban con Alfio Basile, el entrenador de la mayor, y tras un decepcionante partido en Chile por Eliminatorias el Coco renunció. La posta la tomó Diego Armando Maradona, muy cercano al grupo en Beijing, y Riquelme renunció para siempre al seleccionado. “No tenemos los mismos códigos y no podemos trabajar juntos”, disparó contra el Diez.

Además de los nombrados, los otros jugadores elegidos por el Checho Batista fueron Oscar Ustari (se lesionó en pleno torneo y en su lugar acudió Nicolás Navarro), Ezequiel Garay, Fabián Monzón, Pablo Zabaleta (el otro mayor), Nicolás Pareja, Fernando Gago, José Sosa, Ever Banega, Ezequiel Lavezzi, Lautaro Acosta y Diego Buonanotte.

El planteel olímpico festejando en China.

El planteel olímpico festejando en China.

El camino de Argentina hacia la consagración se inició el 7 de agosto con el triunfo por 2-1 ante Costa de Marfil (Messi y Acosta); luego, venció 1-0 a Australia el 10 de agosto (Lavezzi) y se aseguró el primer puesto en el grupo al vencer 2-0 a Serbia (Lavezzi y Buonanotte) el 13 de agosto. En cuartos de final, el 16 de agosto, derrotó 2-1 en tiempo suplementario a Holanda (Messi y Di María). Y en semifinales, el 19 de agosto, despachó 3-0 a Brasil (Agüero 2 y Riquelme).

Nunca le dije que no a la Selección. Y nunca se lo voy a decir. Siempre dije que voy a jugar los partidos de la Selección, en el lugar que sea., porque es lo más lindo que hay”, le dijo Messi a Clarín tras la consagración. Para Messi pasaron tres mundiales, dos Copa América, una Copa América Centenario, tres subcampeonatos, más de 100 partidos y 50 goles. A una década de aquel gran festejo. De esta enorme ausencia en el nuevo ciclo que se avecina.

Fuente: https://www.clarin.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here