Los ecos del escándalo Brasil – Argentina

0
88

La polémica alrededor del triunfo de Brasil 2-0 sobre Argentina en la semifinal de la Copa América suma nuevos capítulos. El arbitraje de Roddy Zambrano y la falta de intervención del VAR en los dos penales que el ecuatoriano no sancionó en favor de Argentina provocaron la explosión mediática de Lionel Messi y que la AFA presentara una queja formal ante la Confederación Sudamericana. Pero el diario brasileño GloboEsporte realizó una denuncia que podría aportarle contenido al reclamo de la Selección.

Según la misma, la comunicación entre el juez Zambrano y Leodán González, el encargado del VAR, tuvo un problema antes del partido: la frecuencia de la comunicación por radio sufrió una interferencia en la señal, hecho que fue confirmado por el Comité Organizador Local, aunque el COL no informó las causas. El tema es que, según reveló GloboEsporte, “el problema se debía a que la frecuencia de radio utilizada por el VAR era la misma que la seguridad del presidente Bolsonaro, que asistió al Mineirao. Cuando se diagnosticó la interferencia, los funcionarios de la Agencia Nacional de Telecomunicaciones (ANATEL), responsables del servicio, fueron notificados y, después de unos minutos, se resolvió el caso”.

Conmebol no notificó ningún inconveniente en la comunicación durante el partido, pero la denuncia del medio brasileño hizo ruido en la AFA, que ya pidió, a través de su cuerpo de abogados (y respaldada en la reglamentación) los audios con los diálogos entre Zambrano y Leodóan González (quien frente a las pantallas estuvo acompañado por el venezolano Jesús Valenzuela, quien actuó como su asistente, y el colombiano Oscar Julián Ruiz, el ex árbitro internacional que es uno de los responsables de la formación de jueces de la Conmebol y obró como observador).

El caso interferencia llegó a la intimidad del grupo de árbitros, concentrado en un hotel de Río durante toda la competencia. El local Wilson Seneme, presidente de la Comisión de árbitros de la Conmebol, fue el encargado de las designaciones y sorprendió con Zambrano, un juez sin los pergaminos para un encuentro de tamaña envergadura y en una instancia decisiva.

Las dos acciones más controvertidas sucedieron en el segundo tiempo. La primera jugada polémica fue a los 25 minutos, cuando Sergio Agüero pisó el área y Dani Alves lo cruzó con el muslo y lo derribó. Sin embargo, el árbitro dejó seguir, la pelota derivó en Gabriel Jesus, quien recorrió 50 metros y cedió para que Roberto Firmino anotara el 2-0. La segunda se dio a 7’ del final: Arthur tomó la marca de Otamendi en un córner y, cuando el defensor ingresaba al área para cabecear, lo frenó con el antebrazo, pero no hubo sanción.

El mismísimo Lionel Messi fue uno de los abanderados de la furia del plantel que conduce Lionel Scaloni. “Se cansaron de cobrar boludeces durante toda la Copa América y hoy no le cobraron un penal a Otamendi. Ni siquiera consultaron con el VAR. Es para analizarlo. Ojalá que la Conmebol haga algo, porque nosotros hicimos un sacrificio enorme. Igualmente, no creo que haga nada porque maneja todo Brasil”, dijo, amplificando el reclamo por la estatura de su figura. Pues bien, la denuncia de GloboEsporte no hace más que inyectarle suspicacias a un clásico que quedó cruzado por las polémicas.

El VAR alertó con energía al juez sobre las polémicas

Fueron dos los penales que Roddy Zambrano no quiso cobrar, o quizá la falla fue del lado de los encargados del VAR. El primero, de Alves a Agüero. El segundo, de Arthur a Otamendi. Ayer, el uruguayo Leodán González expuso al colega ecuatoriano ante sus superiores de la Conmebol. El responsable del VAR afirmó que Zambrano “fue alertado en las dos situaciones de penal, y en el caso de la segunda el llamado fue más enérgico”. En ambas el juez principal aplicó el “siga, siga” perjudicando a Argentina. González dejó abierta la posibilidad que Zambrano no lo escuchó por posibles complicaciones en la comunicación: “No sé si no escuchaba, o qué pasaba, porque en varias oportunidades preguntaba qué le habíamos dicho o pedía que se lo repitamos”.

La AFA reclamó por carta a la Conmebol

Claudio Tapia envió una enfática carta al titular de Conmebol, Alejandro Domínguez, para protestar contra el arbitraje del ecuatoriano Zambrano y además apuntó al presidente de la Comisión de Árbitros, Wilson Seneme. El titular de AFA se quejó por la utilización “arbitraria y celosa” del VAR a lo largo del torneo, algo que según su parecer no sucedió en el duelo entre argentinos y brasileños. Tras ponerse a disposición del organismo que rige el fútbol en Sudamérica para “torcer la grave crisis de credibilidad que padecen todos los dirigentes del fútbol sudamericano”, enfatizó que “lo sucedido en el partido entre Argentina y Brasil merece una profunda reflexión que pone en duda que hayan observado los principios de ética, lealtad y transparencia que usted recurrentemente invoca” y recordó que la AFA ya había protestado la designación de la terna liderada por Zambrano por sus “antecedentes negativos”, lo cual “amplía un manto de duda sobre su actuación arbitral”.

Fuente: losandes.com.ar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here